LA ALPUJARRA

Nos esperan en un cortijo de Soportujar, un enclave maravilloso, en la montaña, desde donde se puede ver el pueblo abajito  a la derecha, y al frente , en la lejanía el mar, ¿Qué más se puede pedir?


Disfrutamos de lo lindo, nos agasajaron con caldereta, migas con melón, chuletas asadas, etc……,todo ello regado con buen vino y disfrutado en una excelente compañía, un fin de semana para  recordar.

Como todo no iba a ser comer y beber, tomamos la drástica decisión de ir a visitar el Santuario Budista Osel-Ling (Lugar de Luz Clara) que está sierra arriba como a cinco kilómetros de nuestro emplazamiento, creo que a 1.600m. de altitud, en lo que fue el Cortijo de la Atalaya pero no hay susto, nos ofrecen un todo terreno que trepa como las cabras y allá que fuimos hasta el aparcamiento.
Lo que conocemos de Santuarios hasta ahora aquí no vale, esto es otra cosa, para empezar llegamos a un lugar en lo alto del monte donde nos topamos con esta cosa que parece de cobre que llaman “Rueda de Oraciones” y hay que girarla en el sentido de las agujas del reloj para que conceda sus bendiciones, con el giro se producen unos sonidos leves y un tanto extraños.

Un poco más arriba nos encontramos la stupa que es este monumento blanco que llama nuestra atención pero no sé para que sirve, si es que tiene alguna utilidad aparte de la meramente decorativa, todo esto está rodeado de banderines de colores que son azotados por el viento.

 Seguimos subiendo y nos para una señora muy amable que nos dice que ella  nos acompañará y nos explicará lo que queramos saber………, empezamos por una pequeña sala con cojines por el suelo que es donde se reúnen, después vamos a un pequeño comedor y nos dice que es para los “digamos empleados” ya que al ser esto un lugar de retiro con 10 cabañas se les pone por la mañana una cesta en la puerta con sus alimentos y si no quieren ver a nadie pues no tienen que salir de sus cabañas, más adelante se encuentra “la Biblioteca” donde hay un señor vestido de lama manejando un fichero.

 Desde la explanada que  llaman la era, que es donde tienen algunas reuniones especiales se divisan estas pinturas en la roca, y ahora viene el quid de la cosa yo pregunto donde está el Santuario si es que tenemos que subir aún mas, hasta aquellas banderas de arriba y me responde que no hay tal , que aquí se acaba todo.

Esto simplemente es un lugar de retiro para las personas de la religión que sea que estén estresadas o simplemente que quieran limpiar su espíritu a mi esto me descoloca un poco, por que yo veo mas banderitas en lo alto del monte y alguien me ha dicho que tienen por detrás un edificio como un platillo volante, que se puede ver en el Google Eart, algún día miraré….., pero lo que miro desde el lugar en que me encuentro es una maravillosa vista de los pueblos blancos alpujarreños de Capileira, Pampaneira y Bubión.


Y ahora hay que bajarse los cinco Kilómetros “frenandando” porque el todoterreno que tan amable nos subió se marchó nada mas dejarnos así que pasito a pasito, un comentario aquí una risa allá, una foto a los cansinos y ya hemos llegado, algunos se mojan con la manguera, ¡no es para tanto!. Y colorín, colorao, mañana Lanjarón, Granada, Madrid en un plis plas,,,,,,,

   

 

Deja un comentario